Inicio de las fiestas de Moros y Cristianos de Alcoy

Música, colorido de las filaes, desfiles, guerrillas entre los bandos musulmán y cristiano y el disparo de cientos de kilos de pólvora, convierten este fin de semana a Alcoy en uno de los municipios más atractivos para visitar y disfrutar de sus tradiciones. Esta localidad de la comarca del’Alcoià, rodeada por la Sierra Mariola, celebra desde mañana y hasta el 23 de abril sus fiestas de Moros y Cristianos, declaradas de Interés Turístico Internacional, cuna de las que se celebran en toda la Comunitat Valenciana.

Aunque durante el fin de semana tendrán lugar varios eventos, los festejos principales serán a partir del 21 de abril. Este día, a partir de las 10.30 horas, tendrá lugar la ‘Entrada cristiana’, que simboliza la concentración de fuerzas cristianas en defensa de la entonces villa de Alcoy. Por la tarde, a las 17 horas, se producirá la ‘Entrada mora’ , una fantasía de la suntuosidad oriental que evoca las formaciones morunas del caudillo Al-Azraq que asediaron la ciudad.

Aparcamiento gratuito

Las espectaculares ‘Entradas’ recorrerán las calles Sant Nicolau, Plaça d’Espanya, calle Sant Llorenç y Avenida País Valencià.

En las mimas participarán alrededor de 10.000 personas entre festeros, bandas de música, grupos de percusión, de dolçainers, ballets y acompañantes.

El lunes 22, que es la festividad del patrón San Jorge, se celebrará una procesión matinal, misa mayor, mascletà y procesión general por la tarde.

El martes 23, Día del Alardo, se dispararán 2.250 kilos de pólvora. Un kilo por cada festero participante en las batallas de arcabucería.

El Ayuntamiento de la localidad ha habilitado, por primera vez, una zona de aparcamiento gratuito y vigilado en la entrada sur de la ciudad, y un servicio de autobús también gratuito hasta el centro para los usuarios de esta zona de parking.

A las 21. 30 horas del día 23 se celebrará la aparición de San Jorge sobre las almenas del Castillo, entre el volteo de campanas, el «Himne de la Festa», nubes de color y destellos de luz. Con este breve y emotivo acto, de manera poética y sublime, simbólica y tradicional, finaliza la trilogía abrileña con la que Alcoy recuerda su gratitud al santo Patrón.

Fuente: www.lasprovincias.es

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *